SAG entrega recomendaciones para atención de denuncias de fauna silvestre

Difundir el amor

Como parte de las medidas anunciadas por el Gobierno en el marco del Plan Corona Virus (COVID – 19), el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) entregó una serie de recomendaciones ante el inicio de la campaña de atención de denuncias por Golondrinas de Mar Negra ((Oceanodroma markhami) en la región de Tarapacá.

Alfredo Fröhlich, Director Regional del SAG explicó que los juveniles de esta ave marina durante los meses de marzo a mayo vuelan desde sus nidos ubicados en distintos salares de la región en dirección a la costa, sin embargo, la atracción lumínica producida por las ciudades costeras, las desorienta, errando en ocasiones el rumbo, lo que las hace extraviarse y colisionar con luminarias, edificios, entre otras estructuras.

A raíz de este fenómeno y en consideración al estado de catástrofe nacional decretado, es que para este año el SAG ha determinado que en caso de que la ciudadanía encuentre algunas de estas aves en la vía pública, pueda en primera instancia tomar contacto con los rescatistas de la ONG Golondrina de Mar al celular 09 96155490, a fin de hacer entrega lo más rápido del ejemplar.

El Director Regional del SAG recalcó que esta especie no representa peligro para terceras personas, y recomendó que, en caso de hallazgos, éstas sean tomadas delicadamente y puestas en una caja con ventilación, abstenerse de darle agua y alimentos, alejarlas de animales domésticos, ruidos, además de no tomarles fotografías.

“La Golondrina de Mar, es un ave propia de la zona de hábitos nocturnos que todos los años enfrenta esta problemática, razón por la cual debemos protegerlas. No obstante, y considerando la contingencia nacional relacionada al COVID-19, se debe priorizar el cuidado personal en materia de sanidad, por lo cual en caso que no exista posibilidad de poder hacer entrega a una organización que pueda recibirlas, se recomienda que éstas sean liberadas siempre de noche, pero antes del toque de queda de las 22 horas, en lugares alejados de fuentes lumínicas (fuera de la ciudad), para que puedan retomar su vuelo en dirección al mar”, puntualizó.